SIGENOS TAMBIÉN EN:

Translate

miércoles, enero 21, 2015

Signos que indican que una persona es potencialmente psicópata ¡Cuidado!

Los psicópatas ven a los demás como objetos a los que utilizar para conseguir sus objetivos, y aunque en muchas ocasiones no causan ningún mal, aquí les mostramos algunas de las señales que los delatan.
Un encanto 
Los psicópatas tienen una característica común que nunca falla, y es que son capaces de conquistar a la otra persona en tan  unos minutos. Se les da muy bien las palabras y a primera vista pueden parecer muy sociables.
Además, son de ese  de personas a las que les gusta quedar bien con  el mundo, aunque a veces nos parezca imposible de cumplir. Su autoestima y su ego son exageradas y creen que nadie es mejor que ellos. Algo parecen esconder, ¿no?
La mentira y la manipulación, parte de su arsenal
No será fácil que conozcas a la verdadera persona que hay detrás de un psicópata, y que harán y dirán en cada momento lo que sea necesario con tal de conseguir su objetivo.
Obviamente, las mentiras y la manipulación son dos de sus mejores armas y que los manejarán como nadie para justificar sus acciones.
Carencia de emociones
Entre otras, los psicópatas se caracterizan por ser bastante frívolos y superficiales, pero aun así, que no puedan mostrar estos sentimientos no quiere decir que no sean capaces de fingirlos. De nuevo, si quieren conseguir algo son capaces de todo.
Otra característica es que no sienten remordimiento por nada y no se sienten en deuda con los demás, así que si decides hacer algo por una persona que sufre este trastorno, no esperes nada a cambio.
Empatía, cero
Como era de esperar, si no sienten empatía por los demás, tampoco les importa que sus acciones puedan provocar daño a otra persona. Solo son capaces de pensar en ellos mismos y harán lo que sea necesario para conseguirlo.
No son para nada responsables de sus actos, por lo que si algo sale mal y son el principal foco de atención, inculparán a otra persona con tal de salirse con la suya.
Rutina, ¿de qué?
Para confirmar si estamos frente a alguien que sospechamos que es un psicópata, conviene que analicemos cómo vive y las actividades que desarrolla. De acuerdo con varios estudios, estas personas suelen llevar una  parasitaria, es decir, se aprovechan de los logros de otros y los hacen suyos. Y para ello, como no, se valen de su capacidad de manipulación.
Por otro lado suelen ser personas que se aburren con facilidad y que necesitan un estímulo permanente, por lo que es más que probable que ninguna rutina les dure demasiado.
Incapacidad para lograr el control sobre sus acciones
La falta de control sobre sus propias conductas es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta si pensamos que puede sufrir este trastorno poco común. Suelen ser bastante impulsivos y actúan sin pensar, incluso en ocasiones son descubiertos por este defecto.
Además, son incapaces para crearse metas, tanto a corto como a largo plazo, por lo que previsiblemente llevarán un estilo de vida nómada, sin establecerse en ningún lado concreto ni seguir un rumbo establecido.
Problemas en la conducta
El historial de conducta de estas personas también nos puede ayudar a determinar ante qué nos enfrentamos. De acuerdo con numerosos psicólogos y psiquiatras especializados, estos enfermos muestran problemas de adaptación desde la juventud.
Cuando son pequeños prueban a ser rebeldes y a no responder a los retos. Además, no conocen lo que son los límites y no cumplen las órdenes de los mayores. Sin embargo, durante la juventud, esto empeora. Suelen volcarse en la delincuencia y se convierten en reincidentes, ya que no pueden controlar algunas de sus acciones.
Adictos a la adrenalina
Además de esa rebeldía de que hablábamos, las personas que sufren este trastorno sienten una necesidad de excitación continuada que les lleva a realizar diferentes deportes de riesgo y a consumir distintas drogas.
Todo esto se debe a los efectos eufóricos que les provocan todas estas acciones, y no tienen en cuenta en ningún momento las posibles consecuencias negativas.
¿Y qué hay de sus relaciones?
Una vez dadas una serie de características para identificar a un psicópata, conviene tener en cuenta la conducta que siguen en cuanto a sus relaciones. Los expertos sostienen que estas personas suelen ser bastante promiscuos en cuanto a su vida sexual, manteniendo varias aventuras cortas y de manera simultánea.
En el caso de contraer matrimonio, suelen durar muy poco, y dada su incapacidad para comprometerse, pueden casarse varias veces, y en general suelen terminar con divorcios contenciosos.
Fuente: Que.es
DJ
via/informe21.com